Las marchas sociales rondarán los 80 Km, con un Control de Salida, otro de llegada y otro de Reagrupamiento. Para cada uno de ellos se establecerá un horario que habrá que cumplir y que solo se ampliará cuando el responsable de la marcha lo considere justificado.

Para participar es obligatorio estar en posesión de la Licencia Federativa en vigor que incluye un seguro de responsabilidad cicil de accidentes.

En cada marcha se tendrá que realizar la correspondiente inscripción, y satisfacer una cuota.

Todos los paricipantes acatarán la indicaciones del Responsable de la Marcha (Delegado de zona o persona en quien este delegue) y estarán atentos a ellas, respetando las neutralizaciones y no revasando el vehículo de apertura. Aquel que contravenga al citado responsable podrá ser expulsado de la marcha y , si reincide, perder su condición de miembro de la S.C.T.A.

Cada participante se considerará en excursión personal debiendo cumplir las normas del Código de Circulación. Se advierte a todos los participantes que el hecho de circular un vehículo de apertura no supone la paralización del tráfico sino una señal meremente informativa, y por tanto no exime de la responsabilidad personal de circular conforme a las normas del mencionado Código.

La S.C.T.A. no se hace responsable de los siniestros o percances que puedan sufrir los cicloturistas que estando presentes en la marcha no cumplan los puntos 2º y 3º de esta normativa, reservandose asimismo la facultad de impedir la participación de quienes no cumplan tales requisitos.

Se recuerda la obligatoriedad del uso de la vestimenta propia de nuestra sociedad, así como la del casco protector para participar en las distintas actividades a realizar por la S.C.T.A.

Si por alguna causa se suspendiese una salida, será la Junta Directiva quien decida si se traslada a otra fecha o se suspende definitivamente. Son inamovibles las marchas de categoría nacional, interprovincial e intersocial.